Live the Simple Life

Decoradora de interiores y eterna enamorada de los objetos y muebles con historia, desde hace años me dedico a reciclar, renovar y restaurar todos aquellos que merecen una segunda oportunidad para brillar como en sus mejores tiempos, y porque no más...

Por eso, si buscas algo único, original, pero sobre todo hecho con amor y dedicación... encontraste el lugar indicado. Bienvenido!!!




martes, 25 de noviembre de 2014

Acomodando conceptos....

Lo prometido es deuda, hoy  hablaremos del Shabby Chic. Es un estilo que se está usando mucho, pero que se debe tomar en cuenta varios detalles para no caer en exageraciones, ni mal gusto. aunque una profesora de diseño decía no existe el mal gusto, solo gustos diferentes....llenar de sellos, flores, rayas, y etiquetas a todo o todo junto en un objeto no es shabby chic, ni pintar todo de blanco es
Vintage....
Lejos de ser un estilo pesado, lleno de detalles encimados, si se lo toma como fue concebido por la maravillosa Rachel Aswhell, es realmente maravilloso,  muy delicado y elegante, solo hay que saber algunos tips para no caer en lo vulgar.
En primer lugar tendríamos que definir la paleta de colores: predominan los blancos y cremas, que son basicamente  una necesidad , sumados el  rosa, aqua, y mint, pero en sus tonos más pasteles y claros. Si hablamos de telas deben ser de buena calidad, algodón, linos, etc,  no deben faltar las flores y las rayas pero con un formato sutil, con aire campestre, los detalles de encaje, y telas rusticas también deben incluirse.
Huir a los acabados brillantes, el brillo solo debe darse en detalles tales como caireles, y el reflejo de la luz en los espejos, aunque algún pequeño objeto en acabado oro viejo puede incluirse...
El mobiliario debe ser de madera noble, y se destacan los decapados, sobre todo los naturales, donde la pintura muestra el paso del tiempo, y solo hay que darles un poco de mimos para que vuelvan a brillar (no literalmente)   Los reciclados son la estrella, poner en valor las cosas antiguas en desuso es lo más encantador que tiene el shabby chic, el uso de lo cotidiano, el paso del tiempo, por lo cual el lugar perfecto para hacerse de objetos y muebles son los mercados de pulgas, allí encontraras hermosas piezas que con un poco de ingenio, pintura lija y algun otro detalle, podrás incluirlo.
Solo debes saber  buscar, o mejor dicho dejarte encontrar por esos pequeños tesoros, que darán ese toque único e inigualable que define al estilo shabby chic: Desde una vieja carpeta a crochet, puertas descascaradas, muebles necesitados de una nueva vida, arañas que buscan ser redescubiertas con un baño de blanco....Solo hay que dejarse llevar ....